El S Pen del Galaxy Note 5: No lo metas del revés o lo pagarás caro

Hay veces que un error de diseño puede ser decisivo para que un producto triunfe o no, ¿lo será en el caso del S Pen del Galaxy Note 5?

El pasado 13 de Agosto fue el lanzamiento de 2 de las armas decisivas para Samsung en la guerra por conquistar el mercado: el Galaxy S6+ y el Galaxy Note 5. Bien es sabido que Samsung no se anda con chiquilladas y estos terminales son un referente a batir por la competencia. En un mercado tan saturado como el de los smartphone el más mínimo error puede hacerte perder millones de ventas, y Samsung se enfrenta a uno grave: el diseño del S Pen del Galaxy Note 5.

S Pen mal metido, movil jo…robado

El error de diseño que sufre el nuevo terminal de la gama Note de Samsung es que su Stylus, bautizado desde los inicios de la familia como S Pen, no tiene un mecanismo que impida su inserción del revés en el dispositivo. Hasta ahora sus predecesores tenían un diseño que impedía introducir la parte trasera del S Pen en el orificio de guardado del dispositivo, siendo físicamente imposible insertarlo sin ser conscientes de que lo estamos haciendo mal.

Es aquí donde Samsung ha metido la gamba. Ha querido innovar como siempre, y desde antes del lanzamiento del dispositivo ya anunciaba que su nuevo S Pen tendría un diseño innovador que lo haría sentir como un bolígrafo común, dando una sensación más premium al usuario.

S Pen

Si bien es cierto que han conseguido un Stylus muy elegante y bonito, lo que no se esperaban es que el rediseño de su clásico S Pen podría hacerle perder millones de ventas. Digo esto porque si se inserta el S Pen del revés con una profundidad del 75% del largo, este se quedará atascado, ofreciendo resistencia al intentar sacarlo. Y esto no es todo, si intentamos sacarlo a la fuerza no sólo nos cargaremos el S Pen, sino que también romperemos el sensor que detecta si este se encuentra insertado o no.

Esto puede parecer algo muy poco probable pero imaginemos situaciones de la vida cotidiana. Si somo usuarios nuevos de este tipo de dispositivos no es algo descabellado que, por falta de costumbre, en una situación de prisa nos de por introducir al revés el dispositivo. Además al ser tan nuevo, nuestros amigos y familiares querrán que se lo dejemos para ver el pepino que hemos adquirido, y si tenemos la mala fortuna de que el tío del pueblo ha sacado el cacharrito y lo ha metido del revés… También podemos sufrir el infortunio de que los más pequeños de la casa hagan lo propio en cualquier descuido.

¿Cuánto cuesta la broma?

Si bien es verdad que todo el mundo puede sobrevivir sin su S Pen, no hace gracia alguna que tras adquirir lo último de Samsung después de un desembolso importante perdamos una de sus funcionalidades diferenciadoras. De hecho cuando estamos hablando de un producto que ronda los 700€, es normal que exijamos que funcione íntegramente a la perfección.

Si hemos roto el S Pen de nuestro Note 5, el precio de adquirir uno nuevo está entre 20 y 30 €, por supuesto sin contar costes adicionales como gastos de envío (o de desplazamiento en caso de ir a una tienda física). Claro, esta sería la situación ideal en la que suponemos que no se ha dañado el sensor, porque si esto ocurre, probablemente haya que pagar una cantidad con 3 cifras, puesto que los chicos de iFixit han comprobado que es un terminal muy difícil de reparar debido a su complejidad interna.

Resumiendo, si tenemos un Note 5 y metemos mal el Stylus, la reparación en el peor de los casos puede tener un coste entre 100 y 150 € siendo medianamente optimistas en la tasación de los precios. Muchos pensaréis que para eso, nos quedamos sin S Pen y a funcionar… pero nuestro teléfono se habrá devaluado un 20% respecto a su valor original, que se dice pronto.

Samsung es consciente de este fallo

Samsung es plenamente consciente del fallo en el diseño del sistema de inserción del S Pen. Tras la acumulación de reportes por parte de usuarios afectados, la empresa surcoreana se defendió ante la BBC con el siguiente comunicado:

“We highly recommend our Galaxy Note 5 users follow the instructions in the user guide to ensure they do not experience such an unexpected scenario caused by reinserting the S-Pen in the other way around.”

Lo que viene a decir que no se hacen responsables de su propio fallo, haciendo alusión a que los usuarios deben seguir las guías de uso que se proporcionan. Evidentemente Samsung es plenamente consciente de que esta guía de uso no se la leen ni sus creadores; de hecho éstas no vienen incluidas en el embalaje del dispositivo, únicamente son accesibles desde la web en la cual tampoco están muy a la vista. El fragmento al que Samsung hace referencia con este comunicado es el siguiente:

s_pen_manualAsí es como se las gastan. Última tecnología con un diseño que deja mucho que desear, un precio desorbitado por un dispositivo que puede romperse con un común descuido, ¿qué opináis?

 

Dejar respuesta