Marketing olfativo: cada vez más empresas se suman al boom

Sabemos que todo el tiempo las empresas están buscando nuevas formas de fidelizar a su público, y en este caso en particular queríamos mencionar lo que sucede con el marketing olfativo, que cada vez más compañías suman a sus campañas, y que de hecho los usuarios poco a poco comienzan a notar considerando que los aromas son un motivo más a la hora de visitar una u otra tienda, de cualquier rubro al que pertenezca.

¿Cómo funciona el marketing olfativo?

Como su nombre bien lo indica, el marketing olfativo apuesta por el uso de perfumes para aprovechar la memoria y la emoción de los clientes, y conseguir no solo que permanezcan más tiempo dentro de las tiendas, sino también que asocian su estancia en ellas con aromas exquisitos, de modo que sea más fácil que regresen, y como sucede con cualquiera de nosotros, utilizando fragancias que no debería repetirse con las de otros comercios.

Marketing olfativo
Wikipedia

Por supuesto, las empresas invierten una interesante cantidad de dinero en el marketing olfativo porque saben perfectamente que funciona, y es que los estudios de los expertos en esta materia sugieren que los clientes consumen 40% más de su tiempo en una tienda con un buen aroma, y de acuerdo a la categoría o segmento en el que se ubiquen sus productos o servicios, también dependerá el aroma que puede ser cítrico, lavanda o muchos otros.

Un sistema barato que se paga rápido

Otra de las ventajas del marketing olfativo tiene que ver con que se puede incorporar en cualquier tienda por apenas unos 40 euros mensuales, y si pensamos que en promedio un cliente gasta 15 euros más en una tienda si ésta está bien perfumada, con unos tres clientes que cumplan el mandato podemos llegar a recuperar la inversión, y de allí en adelante todo lo demás es ganancia.