Razones para saberlo todo de los créditos rápidos

Recabar información (y cuanta más, mejor), sobretodo cuando se trata de obtener financiación para poder administrar correctamente nuestra economía, no solo no está de más, sino que es necesario.

Cuanta más información tengamos de los créditos rápidos, sabrás si realmente es esa la solución que necesitas y, si es así, podrás elegir la mejor opción que se ajuste a tus necesidades.

A continuación, vamos a indicar información completa de los  créditos rápidos de forma abreviada, para que puedas saberlo todo sobre ellos.

¿En qué se basan los créditos rápidos?

Son una forma de financiación con los que trabajan empresas privadas. Éstas tienen un capital privado propio, lo cual hace que concedan dinero prestado de forma más flexible que un banco. Pueden dar hasta 750 euros en sólo 15 minutos en el caso de los minicréditos; o hasta 3.000 euros en 24 horas y sin cambiar de banco, en el caso de los créditos rápidos.

¿Qué gastos conllevan los créditos rápidos?

Cada compañía crediticia establece su propio interés de acuerdo a su política de empresa, esto es, no existe un acuerdo establecido concreto en referencia a los tipos de interés.

Por ejemplo, si el interés de los minicréditos se establece en un 1,1% diario. Es decir, si pedimos 100 euros a devolver en 30 días, en ese tiempo tendremos que devolver a la entidad financiera privada 133 euros.

Importante: Ni en los minicréditos ni en los créditos rápidos, se generan gastos por la gestión o formalización del contrato. Si una empresa te pidiera dinero por adelantado, es fraudulenta, no hagas nada con ellos.

¿Cuándo debería devolver el dinero que me han prestado?

El tiempo de plazo de devolución parte de 1 mes hasta varios meses (incluso años), dependiendo de la cantidad de dinero prestada. Esta devolución se hace mediante cómodas cuotas y con un interés variable, dependiendo de la empresa financiera privada.

¿Pueden denegar mi solicitud de un crédito rápido?

Sí, si no cumples algún requisito. Principalmente suelen rechazar solicitudes por no tener la suficiente liquidez o solvencia, o por encontrarte en algún fichero de morosos como ASNEF, RAI, Experia, etc.

Sin embargo, hoy en día hay compañías más amigables con sus clientes, por lo que aceptan darles financiación prestada si se encuentran en alguna de estas situaciones.

Si no tengo nómina, ¿puedo solicitar créditos rápidos?

Sí, siempre cuando tengas otros ingresos fijos y regulares, y que éstos se puedan justificar mediante algún documento oficial.Por ejemplo, si percibes alguna pensión, si tienes un inmueble arrendado, etc.

¿Qué documentación necesitaré si me aprueban la solicitud del crédito rápido?

Aunque debes esperar a que la solicitud te la aprueben para después poder enviar la documentación, no está de más tenerlo todo preparado.Necesitarás, como mínimo:

  1. DNI/NIE
  2. Justificante de ingresos regulares y fijos (nóminas, contrato de trabajo, declaración de IRPF, justificante de pensión…etc.).
  3. Extracto bancario de tu cuenta.

Todo esto los deberás escanear y enviar por email, junto con el contrato firmado.

¿En cuánto tiempo tendré el dinero en mi cuenta?

Si has solicitado un minicrédito, en unos 15 minutos aproximadamente realizarán la transferencia a tu cuenta. De todas maneras, si el banco de la entidad financiera privada es diferente al tuyo, tendrás que esperar el plazo de toda transferencia, unas 48 horas máximo.

Si has solicitado un crédito de mayor envergadura, deberás esperar un poco más.

¿Qué ocurriría si, por cualquier motivo, no pudiera pagar el  crédito rápido?

Si hubiera alguna cuota que no pudieras pagar en el plazo estipulado, lo mejor es solicitar a la entidad financiera una prórroga. Ésta puede ser de 7, 14 o 30 días, dependiendo de la compañía. Con esto, se evita llegar al impago, con sus gastos de demora consecuentes.

Si no se pidiera la prórroga o aun así no se pagara el crédito, la compañía aplicará a lo establecido en sus cláusulas (gastos de impago, gastos de demora, comisiones por reclamaciones e inclusión en el fichero de ASNEF).

¿Cómo puedo completar la información acerca de los créditos rápidos?

Siempre es aconsejable e imprescindible analizar las páginas web de cada entidad financiera. Cerciorarse siempre cuando se visite su página web, que ésta esté en https://, que tenga un candado verde, que tenga visibles sus condiciones y términos, y que tenga aviso legal de que es una compañía fiable y cumpla la normativa.

Una vía muy efectiva y bastante rápida es visitar online un comparador de créditos y préstamos. Aquí, podrás obtener y comparar cada condición que establece las diferentes entidades, para que puedas optar la mejor solución a tu caso.

Por ejemplo, con la página web de Crediteria, podrás comparar todas las ofertas de créditos y préstamos de una manera rápida, sencilla y muy eficaz.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here