Trucos para ser un buen Community Manager

Si tienes un Community Manager o estás pensando en conseguir uno para mejorar el posicionamiento de tu empresa en las redes sociales, aquí hay algunos consejos que tiene que dominar sin problemas

Fuente:  Tictacsoluciones
Fuente: Tictacsoluciones

Siempre que tenemos un responsable de redes sociales, Community Manager, sea para comunicación externa o incluso para comunicación dentro de la empresa, es importante que cuente con un manual de estilo donde sepa qué podemos y debemos llevar a cabo, y qué no. Un buen Community Manager no tiene éxito por saber usar las redes sociales, sino por entender cómo se proyecta la imagen a través de estas herramientas y sacar el mejor provecho de las posibilidades que brindan.

El tono

Un buen Community Manager tiene que tener siempre en claro el tono que maneja en las conversaciones. Los mensajes que emitimos a través de las redes sociales tienen un público determinado y para que no haya malos entendidos es importante manejar siempre el tono adecuado. Hay empresas que priorizan el uso del humor para fidelizar a sus usuarios, mientras que otros prefieren un trato cordial, pero siempre serio. En España marcas como Popitas, JustEat y Wuakitv utilizan esta modalidad, e incluso la policía nacional tiene su cuenta @policía donde hacen todo tipo de incursiones didácticas desde el humor.

Cuando nuestra cuenta en las redes sociales tiene como objetivo dar información, necesitamos un Community Manager que reconozca el papel fundamental de la información antes que los mensajes ingeniosos o divertidos. Es importante que utilicemos un tono adecuado a la imagen de la compañía, de lo contrario una campaña en las redes sociales puede terminar teniendo resultados negativos para la compañía.

El tema

El tono es importante, pero un buen Community Manager sabe que el tema es fundamental. El tema del mensaje es aquello sobre lo que vamos a hablar, y es importante que esté claro y sea conciso. Es importante que el tema sea interesante para los usuarios a la vez que relevante para la marca. No sirve tener una cuenta muy activa si lo único que se van a dar son mensajes sin contenido.

Es importante manejar cuidadosamente los temas, pudiendo centrarnos únicamente en lo que ofrece nuestra marca, pero a través de mensajes que inviten al lector (por ejemplo recetas para nuestros productos si tenemos una compañía gastronómica), o invitar a los usuarios a compartir sus opiniones. Allí se pone en juego que también puedan aparecer menciones de la competencia, pero lo importante es conocer más a nuestros clientes mientras remarcamos los valores de nuestra propia empresa.

Calendario editorial

Es importante tener una agenda compartida para saber lo que sucede con la empresa y todos sus sectores. Un buen Community Manager trabaja con un calendario editorial que le permite saber los eventos más importantes y las novedades que tiene que comunicar a los lectores. Las redes sociales entonces funcionan como un engranaje más dentro de la empresa en la que lo importante es avisar a clientes y empleados sobre el futuro de la empresa.

Herramientas varias

Otro consejo para ser un buen Community Manager es aprender a utilizar de forma correcta las redes sociales. Existen numerosas aplicaciones pensadas para automatizar los procedimientos y mejorar de forma notable el impacto de nuestras publicaciones en el público.

Antes de empezar a descargar y probar decenas de apps a la vez, lo mejor es analizar cuidadosamente el tipo de herramienta que necesita tu proyecto y a partir de ahí buscar una herramienta de automatización que se adapte a las necesidades puntuales de tu empresa y tu campaña de publicación.

Fuentes de contenidos

Si quieres sobresalir en las redes sociales como Community Manager es importante que cuentes con buenos contenidos para compartir. Identificar correctamente las mejores fuentes te ayudará a tener siempre mensajes y noticias para compartir que serán de interés para el lector. No se trata, nunca, de copiar y pegar contenidos. Se trata gestionar la información, saber cuáles son los temas más populares y hablar sobre ellos con el tono propio de la compañía y relacionándolo con nuestros productos y servicios. Herramientas como Feedly, Scoop.it y StumbleUpon pueden ayudar a filtrar mejor la información de acuerdo a las temáticas que trabajes.

Estrategia de respuesta

Por último, es fundamental tener una estrategia adecuada de respuestas. Tarde o temprano vamos a afrontar críticas negativas, también positivas, pero lo que más define a una empresa es la forma en la que lidia con las malas noticias. Un buen Community Manager tiene que estar preparado y saber el tipo de respuestas que utilizará en cada situación.

La actitud y la forma en la que encaramos los mensajes negativos puede servir para demostrar a los usuarios y clientes que detrás de la empresa hay personas que también se preocupan y a las que afecta lo que sucede alrededor de la marca.

Si estás pensando en contratar un Community Manager, o en ser uno. No olvides estos consejos y trucos que te ayudarán a hacer mejor tu trabajo sin importar el segmento de mercado en el que te desenvuelvas.